El Plan director del Museu del Còmic i la Il-lustración de Catalunya concreta las expectativas de las que se venía hablando hace tiempo y marca un proyecto con fundamento y ambiciones; un proyecto cuyos objetivos básicos son conservar y difundir autores y publicaciones catalanas por un lado y adquirir grandes colecciones y  tesoros del cómic mundial. por otro. Si tenemos en cuenta que la gran mayoría de las editoriales de cómic en este país tienen su sede en Cataluña es posible que el Museo del Còmic sea una representación del cómic español.

Este centro tratará de ser un centro dinámico en el que se reunirán obras desde las primeras décadas del siglo XIX hasta nuestros días. Uno de los puntos a destacar es la fijación de la sede en Badalona, en concreto en una antigua fábrica modernista de finales del siglo XIX con una superficie de unos 4.000 metros cuadrados.

El presupuesto global del proyecto es de 11,5 millones de euros financiados por el Ayuntamiento de Badalona, 3,5 millones para la reforma arquitectónica, y por la Generalitat de Catalunya con 8 millones para el aspecto museológico.

Anuncios