Un hombre enmascarado, entra en el esperado estreno de la tercera entrega del Batman de Christopher Nolan y emprende un tiroteo en el que fallecen 14 personas y otras 50 resultan heridas.

El hombre aprovechó una escena de la película en la que transcurría un tiroteo para emprenderla a balazos con los asistentes, sembrando así una ola de desconcierto y pánico entre todos ellos.

Los agentes allí desplazados detuvieron a un joven de aproximadamente 20 años que iba ataviado con un chaleco antibalas y llevaba también un rifle, una pistola y un cuchillo, así como la pistola hallada en la sala.

Este tiroteo en Denver es el peor suceso de este tipo desde 2007.

Anuncios