Diez años después del anuncio de la creación del Museu del Còmic i la Il·lustració de Badalona parece que este año asistimos a su entierro definitivo ante la pasividad absoluta de la Generalitat de Catalunya.

El Museu del Còmic i la Il·lustració nacía del compromiso financiero del Ayuntamiento de Badalona y la Generalitat de Catalunya y tendría su sede en la antigua fábrica CACI, un edificio que el Ayuntamiento restauró completamente. Sin embargo, no hubo correspondencia por parte del órgano autonómico que se desentendió completamente de su acuerdo lo que ha provocó que, ahora, en 2020, la corporación municipal esté buscando alternativas culturales y sociales al edificio rehabilitado.

Nada ha servido para salvar la vida de este museo neonato

Durante este trayecto hubo varias iniciativas de cara a revitalizar el proyecto como la Plataforma Pro Museu del Còmic y la organización el primer Premi Internacional de Còmic Ciutat de Badalona e incluso acuerdos con la Universidad de Barcelona pero nada de eso sirvió para salvar la vida de este museo neonato.

Museo del Cómic en San Cugat del Vallés


Mientras tanto en 2019 y no lejos de Badalona se abría el primer museo privado del cómic en San Cugat del Vallés y como recurso emparentado siempre recomendamos una visita al Museo del Humor de Fene (A Coruña).

Interior museo del humor en Fene

Museo del Humor en Fene